Google definitivamente piensa en todos y ahora para evitarle la vergüenza y cruda moral a aquellos que llegan ebrios a mandar mails (de los que más tarde se arrepienten), ya tienen la posibilidad de activar Mail Goggles (en Gmail Labs). De esta forma si intentas mandar un mail en un fín de semana a las 4 am (o la hora que programes), Google te pondrá unas cuantas operaciones matemáticas básicas con límite de tiempo, si puedes contestarlas, perfecto, sino… es por tu propio bien.

Ahora solo falta que pongan un celular con alcoholímetro, y este tipo de «candados» en Facebook y Twitter, que tanta falta hace… me han dicho.

Enlace: New in labs: Stop sending mails you’ll regret later | Vía: Gear Fuse